Ciencias de la Tierra | Tipos de Suelos

 

Tipos de Suelos

Distintos tipos de suelo


Suelos pesados

  • partículas pequeñas
  • gran área de interfase
  • gran retención de agua y nutrientes
  • baja penetrabilidad
  • precolación lenta
  • difícil penetración de raíces
  • f y w altos (cerca de la saturación), q alto (ej. cerca de 60% para arcillas)

Suelos livianos

  • partículas grandes
  • baja área de interfase
  • baja retención de agua y nutrientes
  • alta penetrabilidad
  • rápida precolación
  • fácil penetración de raíces
  • f, w y q bajos (ej. cerca de 40% para arenas)

Suelos clasificados o diferenciados

Se clasifican de acuerdo a la uniformidad de sus partículas. Se llaman suelos “bien diferenciados” los de partículas de igual tamaño.
Los suelos se diferencian por acción de las corrientes de agua, a veces por el viento. Si la corriente es de lata velocidad, las partículas de bajo peso (r bajo) facilitan el transporte. Si el agua está estancada las partículas pesadas (r alto) no pueden quedar suspendidas. Las partículas se depositan de acuerdo al peso, primero la grava, luego la arena, luego el limo, finalmente la arcilla.
Un suelo se considera “ideal” cuando es del tipo limo, tiene la retención de agua y nutrientes de un suelo pesado y la penetrabilidad de agua y raíces de uno liviano. Es pobremente diferenciado (mezcla de tamaños de partículas). Es mejor si tiene humus porque abre espacios para el agua y las raíces y por que sus cargas electrostáticas permiten la retención de iones. Además por ser poroso tiene más retención de agua.

Parámetros volumétricos

Hay propiedades que se miden en un punto (por ej. la temperatura), otras son dependientes del volumen (por ej. la porosidad). Si tomo una muestra muy chica, del tamaño de una partícula o un poro, la porosidad puede variar de 0 a 100%. Si repito la medición en distintos lugares adyacentes, el resultado fluctuará. Si aumento el volumen de la muestra, la fluctuación disminuye. Habrá que seguir aumentando el volumen hasta obtener consistencia en los resultados. El mínimo volumen necesario para ello se denomina “volumen elemental representativo” (VER). El VER es mayor en suelos muy agregados, agrietados, etc., es decir más heterogéneos.
El problema es que el VER puede ser distinto para diferentes parámetros. También surgen dificultades con parámetros con direcciones preferenciales.

Importancia de la definición de los parámetros

 Al incrementar los requerimientos de productos agrícolas, se cultiva mayor cantidad de tierra, aumenta la erosión, salinización, reducción de materia orgánica, etc. Existen dos formas de encarar esta situación:

  • Restringir la explotación a determinadas áreas, donde se intensifique la producción y se industrialice, optimizar los factores de producción para lograr máxima eficiencia. Pero dado que el suelo es un sistema abierto en constante interacción con sus alrededores, la única forma de tener control total sería limitar la explotación a espacios cerrados, como invernaderos o zonas con barreras físicas.
  • Buscar modos más naturales de producción que no requieran aislamiento, sino desarrollar cultivos orgánicos, policultivos, etc.

Cualquiera de los métodos requiere un conocimiento de los atributos y procesos del suelo. Factores físicos influyen sobre las características del suelo, que puede ser frío o cálidos, anaeróbico o aeróbico, húmedo o seco, compacto o poroso, duro o friable, disperso o agregado, etc. Por ello los distintos parámetros presentados sirven para definir el tipo de suelo.